Publicidad

Adrice Asesores
Hoy es

La nostalgia de algunos militares

Un ex jefe del Ejército del Aire dice que Podemos tendría que haber sido ilegalizado.-
 
No es de extrañar que individuos de cierto "pelaje político" critiquen a un partido político. En el caso de este ex militar, jefe del Ejército del Aire con Aznar como presidente y de padre ministro con el dictador Francisco Franco, es menos de extrañar. Todos estos "salvapatrias" carecen del más mínimo sentido democrático y, por supuesto, sus opiniones no generan más que mofas por su ridículo contenido. Rozando el fascismo más rancio, apunta que habría que ilegalizar a Podemos, como si su postura política tuviera alguna relevancia en el plano político nacional.
 
No se ha acordado de criticar a Fuerza Nueva -- partido totalmente antidemocrático -- ya que él participa del ideario de este peculiar partido.
Lo más lógico sería desposeerle de todas las medallas esas que a modo de chatarra inútil adornan la chaqueta de militar del aire, quitarle la pensión que cobra por estar jubilado, y darle los cuatrocientos y pico euros que da el PP -- partido al que defiende a capa y espada -- a muchos miles de pensionistas. Dejar que le corten la luz y el agua, cobrarle por las medicinas y que tenga que vivir como le gusta al PP que vivan los pensionistas. Posiblemente cambiaría rápido de chaqueta y pediría el voto, pistola en mano, para Podemos.
Sus declaraciones no tienen desperdicio: "En este panorama electoral me preocupa mucho este partido que ha surgido no sé cómo y al que incomprensiblemente se le tolera concurrir a estas elecciones cuando lo que habría que haber hecho es prohibírselo y no sé si incluso declararles fuera de la Ley, por declararse así mismo: anti sistema, en contra de la Constitución que nos hemos dado los españoles, en contra de la Bandera, del Himno Nacional, están dispuestos a suprimir la Semana Santa, a ceder la Catedral de Córdoba a los musulmanes y a no sé cuantos desatinos más".
El partido a que alude este tipo ha surgido de la voluntad democrática de los ciudadanos de este país y, por mucho que le gustaría a este militarcillo del tres al cuatro, no se puede prohibir ni ilegalizar un partido legalmente constituido. Las cuatro estrellas esas que lleva son un insulto para los militares demócratas. Para desgracia de esta mente retorcida, Franco murió hace muchos años y los tipejos como él son una especie a extinguir dentro del ejercito. Su linaje -- su padre fue ministro con Franco -- explica el irracional comportamiento con la democracia.
La prensa hablará hoy de él y mañana volverá a ser el tipo gris que ha sido siempre.
Ya sólo nos faltaba que tuviéramos que tener en cuenta las opiniones de los militares en temas meramente políticos.
Es de esperar que el Ministerio de Defensa le quite el rango, la pensión -- y por si acaso la pistola --, y pase a la vida civil ( o incivil ) para el resto de sus días.

Publicidad

Adrice Asesores
SÍGUENOS EN :facebook

publicidad

El libro de la semana

anuncios por palabras
 PARA PERIODICO
 

logo para publi