Publicidad

Hoy es

LOS PAGOS EN NEGRO DEL PP

El PP pagó en negro al arquitecto de Génova, según la Agencia Tributaria.
 
SEDE DEL PP MADRID
 
Del informe de la Agencia Tributaria sobre los pagos del PP al arquitecto de Génova se desprende que el partido ha podido cometer un delito fiscal por no declarar el dinero pagado por la formación fuera de la contabilidad oficial. De esta manera, se darían por válidos los apuntes elaborados por el extesorero Luis Bárcenas, en los que consta que Gonzalo Urquijo cobró 888.000 euros en dinero negro.
El informe, al que ha tenido acceso El Confidencial, señala que "la valoración de todas las pruebas que se han obtenido en el procedimiento tiene unas consecuencias en el ámbito jurídico-tributario de forma que los hechos pudieran ser constitutivos de un delito frente a la Hacienda Pública". Así, apunta que la sucesión de hechos y documentos relacionados con la ejecución material de la remodelación de cada planta de la sede del PP pudiera tener una conexión con las anotaciones existentes en los denominados 'papeles de Bárcenas'.
Este informe era de los últimos que quedaban pendientes en la investigación sobre la presunta contabilidad B del PP. Aun así, el documento todavía puede ser retocado al quedar pendiente el análisis de más documentación sobre Unifica, estudio de arquitectura de Urquijo. La conclusión a la que llega la Agencia Tributaria es que Urquijo cobró parte de la reforma en dinero B que no declaró a Hacienda a través del Impuesto de Sociedades de 2008 y de ahí que haya cometido un delito fiscal. En el informe no indica si el PP ha podido cometer algún delito por haber pagado parte de ese trabajo con dinero fuera de la contabilidad oficial.
El 'modus operandi' utilizado por el PP y Unifica para pagar las obras es la siguiente, según la Agencia Tributaria. Por cada una de las plantas, Urquijo emitía una certificación final con la cantidad a pagar por esa obra. Sin embargo, esa cantidad no cuadra con la factura posteriormente emitida, que era inferior. En su declaración ante el juez, Bárcenas explicó que Urquijo les hacía un descuento de entre el 8 y el 10%. Los inspectores han hecho la cuenta y ese descuento cuadra con los pagos que aparecen en la contabilidad B, que suma un total de 888.000 euros. Es decir, esos descuentos sí los habría cobrado, pero en B, y no los habría declarado a Hacienda.
Por ejemplo, en la obra de la planta tercera, hay una diferencia de 256.000 euros entre la certificación final y la factura. "Esos ingresos no declarados por Unifica se deberían imputar en 2008 y por tanto se propone incrementar el resultado contable de 2008 por ese importe". Bárcenas también dijo que se había aplicado un descuento del 8% de los 665.000 euros que constaban de la certificación. En los papeles de Bárcenas hay una anotación de 235.000 euros que supuestamente se vincula a la liquidación final de la certificación de la tercera planta de forma que correspondería su atribución al año 2008. En el caso de la planta cuarta, la certificación final es de 701.000 euros y la diferencia con la factura es de 217.000 euros. En la contabilidad de Bárcenas hay un apunte de 200.000 euros en diciembre de 2008.
"Teniendo en cuenta la supuesta vinculación entre las cantidades no facturadas por la ejecución de las plantas tercera y cuarta y las anotaciones de los papeles de Bárcenas, cuyos pagos pueden imputarse con ingresos aplicables a la cuenta de pérdidas y ganancias de 2008, consideramos que debería incluirse en el resultado contable y, por ende, en la base imponible del Impuesto de Sociedades de 2008", recogen los inspectores. La cantidad que habría defraudado se puede contabilizar de dos maneras, bien las cantidades que resultan de la diferencia entre la certificación y las facturas, bien las cantidades que aparecen en los apuntes de Bárcenas, siempre que quede acreditado que hay una vinculación directa entre esas anotaciones y las diferencias de las certificaciones.
La Agencia Tributaria explica que sólo se puede reclamar las cantidades sustraídas en 2008 porque lo anterior está prescrito. Así, si se cuantifica por las cantidades fijadas en los papeles de Bárcenas, el dinero cobrado en B ascendería a 435.000 €, mientras que si se hace la cuenta entre la certificaciones finales y las facturas supondría 474.306. En 2007, los ingresos no declarados por Urquijo fueron de 485.880 euros, pero al estar prescrito el delito, estas cantidades no se pueden reclamar.

Publicidad

gifaperturalento

publicidad

vente de copas
logo press
logo fijo para prensa
logo press 001
logo para prensa
gifpromocion
 logo prensa
 

logo para publi